Portada » Análisis » PES Wii 2010

Pro Evolution Soccer 2010 (PES Wii)

Fútbol de verdad para jugarlo cuando hay que jugarlo. Hacía tiempo que no pasaba...

PES Wii 2010 - AnŠlisis


A estos ajustes ayudan también la nueva barra de energía individual o un notabilísimo incremento en la reacción de los compañeros manejados por la máquina. Con la primera, que puede pasar inadvertida al principio, se replantean las situaciones en las que antes valía con intentar irse de todo contrario, un parámetro además ciertamente ligado a los números de cada jugador. Y con la nueva reacción es más posible dar pases a lugares más "analógicos" o confiar en el corte de juego de un defensa. Ahora sí, todo esto mana con muchos partidos diferentes que comparen 2010 con lo que pasaba hasta ahora, y por eso hay que valorar este trabajo que a primera vista puede pasar inadvertido o echarse en la cesta de "no hay suficientes novedades este año". Oiga usted, es que es mucho más divertido. No es ni comparable.

Por supuesto, que se haya conseguido un equilibrio de juego mucho más agradable no implica que Konami deba (y lo sabe) seguir puliendo estos parámetros. Sin embargo, con estos aportes es más creíble y notoria la franja que separa Playmaker del control con gamepad.

 

Folha seca, presentación húmeda

Los lanzamientos de falta son demasiado. Tirarlas con puntero puede provocar que te niegues rotundamente a volver a "pedirte" una falta con palanca. No sabemos cómo han tardado tres entregas en implementarlo (pareciéndose tanto a los penaltis), ni cómo no se han incluido torneos de faltas en el juego, incluso en línea.

PES 2010 Pro Evolution Soccer Análisis Wii en Revogamers

Pero eso de colocar la mirilla considerando por dónde corta la flecha a la barrera y rezando porque tu pulso no modifique la rosca de tu muñeca (o la altura perfecta) en el último momento es justamente el ejemplo de cómo llevar las cosas al mando de Wii sin hacer ridiculeces. Representación excelente de una falta real interpretada mediante una mirilla y un arco que se curva en base a las aptitudes del lanzador y el giro de la mano. Una vez más, con la posibilidad de fohlas secas reservada a los Alves, Cristianos o Gattusos. Desearéis que os partan las piernas cerca del área.

Por suerte, y como renovación subliminal, la presentación del juego no le va a la zaga a novedades como las faltas descritas. No sólo abarca a aspectos concretos que ya hemos destripado en este espacio (como los nuevos efectos gráficos y animaciones o la paleta de colores mejorada), sino que participa en la interfaz del juego y en su accesibilidad, ya sea por agradable o por bien reestructurada.

PES Wii 2010 Análisis en Revogamers

Los menús se han planteado con inteligencia, todo está mucho más a mano y los tiempos de carga se han reducido considerablemente. La música licenciada suena en cada uno, basada en un "playlist" completamente personalizable repleto de temas de calidad de varios estilos. Los detalles surgen por doquier, por ejemplo con la presencia de las músicas exclusivas de Wii de entregas anteriores, el mensaje de bienvenida personal, los fondos de pantalla de Torres y Messi o los tonos de los menús basados en el equipo favorito del usuario.

Este repaso llega a niveles mucho más útiles como la nueva traducción de algunas opciones antes ininteligibles (algunas), la aparición de un menú del usuario o la inclusión de atajos en otras que estaban algo escondidas. Un ejemplo evidente: en marzo, para seleccionar a los jugadores que llevaría el usuario con mando clásico en modo cooperativo había que entrar en un extraño "Menú IN". Hoy no sólo no hace falta, sino que justo antes de ir al partido el software pregunta por estos jugadores. Rápido y eficaz.